viernes, 9 de octubre de 2015

DEGENERACIÓN ARTICULAR - ARTROSIS VERTEBRAL - TRATAMIENTO CÉLULAS MADRE



La artrosis vertebral se produce por el desgaste del disco intervertebral. En la juventud, es espeso y de consistencia gelatinosa. A medida que transcurren los años, pierde grosor y varía su consistencia. A partir de los 30 años es normal que la radiología muestre signos iniciales de artrosis vertebral a algún nivel de la columna. De hecho, los ancianos sanos suelen perder estatura porque al perder grosor sus discos, se aproximan las vértebras.


Si una persona, con sus hábitos (mala postura), o esfuerzos, hace que un segmento de su columna soporte a menudo mucha carga, puede acelerar el desgaste del disco intervertebral correspondiente.

Estudios recientes han demostrado que:
  • En un individuo sano, el mantener nuestro peso ideal y el ejercicio protegen frente a la degeneración discal.
  • El tabaquismo tiene un efecto negativo sobre la degeneración discal.
  • Trabajar con cargas pesadas también tiene un efecto sobre la degeneración, justificando el 7% de la misma en discos previamente degenerados, no encontrándose este efecto en discos sanos. Por otro lado, tener mayor capacidad para levantar cargas, es decir, tener más fuerza para soportarlas, retrasa la degeneración discal.
  • Enfermedades asociadas como infecciones, diabetes, artritis, gota son un factor de riesgo para la artrosis de la columna vertebral. 
  • El principal determinante de la degeneración discal es la carga genética, que explica el 61% del grado de degeneración de los discos.

Síntomas

Los síntomas más habituales son el dolor, la deformidad y la disminución de la movilidad de las articulaciones que se ven afectadas.

El dolor a veces no está en relación con el grado de afectación que se ve en la radiografía, en ocasiones se ven pacientes con radiografías de columna cervical con artrosis muy grandes y que apenas se quejan de dolor. Sin embargo, en otras ocasiones el paciente sufre de fuertes dolores y en la radiografía apenas se ven cambios artrósicos.

Riesgos

Cuando el disco está muy desgastado y amortigua mal el peso, el exceso de carga que transmite al hueso hace que éste pueda deformarse, formando un "puente" con la vértebra inferior: es el denominado "osteofito". Aunque no suele plantear problemas ni causar dolores, a veces puede comprimir un nervio. En este caso, sí puede provocar dolores o pérdida de fuerza, y puede ser necesario operarlo.



Terapia con células madre para la columna vertebral y alivio del dolor articular



¿Le gustaría controlar la degeneración discal con un tratamiento efectivo y que no sea de por vida? ¡Usted podrá aliviar el dolor, el temblor, la inflamación, el enrojecimiento y la movilidad de las articulaciones con nuestro Tratamiento de Células madre!



El objetivo del tratamiento mediante la terapia celular, es principalmente tratar de manera natural y eficaz la Artritis o la Artrosis, mejorando el funcionamiento en las articulaciones, ayudando en la regeneración del cartílago, el cual normalmente protege la articulación, con la finalidad de desinflamarla y de optimizar su desempeño.


Logrando esto, se podrá experimentar una mejoría notable a nivel general, logrando sentirse mucho mejor y se verá como los síntomas son controlados, ya que se ataca directamente la causa del problema, regulando el buen desempeño de nuestros sistemas.


El tratamiento con la terapia celular, se basa en la inserción de células sanas al organismo. Luego de ingresar en el cuerpo, estas células sanas y jóvenes, se dirigen específicamente hacia los órganos afectados, en este caso, a las articulaciones regenerando las células deterioradas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario